27
Ene 16

Garoña DEP

Ojalá me equivoque, pero la sensación es que el cierre de la Central Nuclear de Santa María de Garoña ya no tiene vuelta atrás. Y no solo por la intención política de Pedro Sánchez y sus posibles aliados si llegan al gobierno de la nación como antaño hizo Zapatero, sino por el escaso interés que parecen tener desde la empresa que gestiona la central, Nuclenor, cuyas decisiones, igual que las del Consejo de Seguridad Nuclear, son demasiado lentas para adaptarse supuestamente a las necesidades exigidas para su ampliación hasta 2031 que pueda dar continuidad a la central más antigua de España.

Por otro lado, el mensaje del ministro del ramo, José Manuel Soria, empieza a parecer cansino, siempre opina favorablemente en favor de la reapertura de la central , que lleva más de tres años parada, pero no parece que se de ningún paso ni aceleración en favor de la ampliación de su operatividad. Más bien aparecen chinitas en el camino sorpresivamente,. Tres años sin ‘movimientos’ me parecen, al menos, excesivos como para pensar que hay un especial interés en su continuidad. Ya ni Greenpeace se cuelga de la misma.

Tampoco es que conozcamos de forma clara el ‘mix’ energético que tanto pretendió el gobierno de Zapatero o ha intentado el gobierno de Rajoy; preocupados más por el rescate y el empleo; mientras seguimos comprando electricidad a nuestros vecinos franceses que continúan con sus centrales nucleares a pleno rendimiento. Por no conocer, apenas sabemos cómo avanzan las posibles licencias medioambientales para las primeras explotaciones de fracking en la provincia de Burgos, porque se supone que la situación actual del precio del barril de petróleo no será permanente y que siempre hay que seguir buscando nuevas fuentes energéticas. Al final va a ser el petróleo de La Lora, cuya empresa sí piensa en invertir, la mayor fuente energética de nuestra provincia.

Incluso el propio presidente de Iberdrola acaba de pedir en Davos el cambio del ‘mix’ energético mundial y ha insistido en que la generación hidroeléctrica, la eólica terrestre y marina y la solar fotovoltaica liderarán la transformación del nuevo modelo, para lo que pide una mejora en las redes y tecnologías de respaldo y almacenamiento. Galán cree que en los próximos años habrá un aumento de un 40 por ciento en la demanda energética hasta 2040. Ni una palabra sobre nucleares.

Así que ni Sánchez ni Iglesias se apunten ningún tanto. Garoña está cerrándose paulatinamente, y aunque el problema del empleo no sea inmediato en la comarca, porque el demantelamiento de la misma exigirá personal y tiempo, si es cierto que el norte de la provincia, incluido Miranda, necesita un plan industrial a corto y medio plazo. Porque las últimas noticias sobre posibles empresas tampoco van siendo positivas. Y ojalá me equivoque.


21
Ene 16

Presupuestos sin líneas rojas

Que en un Ayuntamiento existan cuatro grupos políticos y una concejal no adscrita no significa que no puedan sacarse proyectos adelante en beneficio de la ciudad. El problema, claro, es coincidir en los mismos. Pero siempre hay puntos en común que logren que un municipio tenga inversiones, mire hacia el futuro y mantenga fundamentalmente sus responsabilidades sociales. Y para ello no debe haber líneas rojas.

Es incomprensible, por ejemplo, la posición de Imagina que se niega a aprobar nada en el IMC mientras continúe su concejal responsable, porque el perjudicado precisamente no es el edil, sino las asociaciones que dependen de las cuentas municipales para sacar sus proyectos adelante. Ha estado a punto de ocurrir con el Festival Internacional de Folclore, que suma una gran aceptación vecinal, y podría ocurrir con otras actuaciones que han situado a Burgos como primera ciudad en recepción de turistas en Castilla y León, y también en una capital culturalmente innovadora como con el Festival de Danza Contemporánea.

Nunca me han gustado las líneas rojas. Menos si son una amenaza. Tampoco a nivel nacional. Pero menos a nivel local. Porque son pocas las diferencias que se manejan entre las desiguales formaciones y debería haber consenso en algunos puntos destacados de la ciudad en provecho de todos los ciudadanos y diálogo en otros, que no son dogmas de fe.

Además, por mucho que se empeñe, por ejemplo, el PP en intentar lograr ese consenso nunca en la reciente historia democrática IU ha votado a favor de unos presupuestos de un partido de derechas. Por sistema, por ideología. Y no recuerdo si el PSOE tampoco. Es cierto que Imagina dice que no rige bajo ese concepto de izquierda-derecha, pero la herencia recibida, que la tiene y mucha, sí. El PSOE, en cambio, sí podría alcanzar pactos, pero mucho me temo que esté condicionado por lo que está ocurriendo a nivel del país. Al PP le queda Ciudadanos y la concejal Álvarez de Eulate para sumar una mayoría en el pleno y con quienes mantiene conversaciones. Sin vencedores, ni vencidos, con la voluntad de que los ciudadanos al ejercer su voto lo que han pedido es la anuencia en algunos aspectos, cediendo por todas las partes posibles.

Esta ciudad no debería pararse por algunos asuntos turbios de un edil -que no ha sido el único, y que si algún partido considera que hay delito debería llevarse a los tribunales- o por una pose antisistema o revolucionaria. Que nadie está libre de pecado para tirar la primera piedra. Esta capital necesita crecer, crear empleo -por lo menos mantener el que hay- y ofrecer servicios públicos dignos y con equidad. Y eso también significa lógicamente mirar a algunas propuestas que llegan desde la izquierda. Pero sobre todo buscar el bien común, y en eso deberían estar de acuerdo los 27 concejales que conforman el pleno municipal del Ayuntamiento de Burgos.


12
Ene 16

Más concejales liberados

Claro, uno escucha que la presidenta del Parlament de Catalunya va a tener 70.000 euros de sueldo vitalicio por las veinte horas de trabajo que lleva y se indigna. O lee el salario de nuestros senadores y se indigna aún más, y luego las culpas se las llevan los alcaldes y concejales de centenares de municipios por cobrar unas dietas (no dobles dietas) a la carrera. Porque tienen que dejar su trabajo, el que les va a dar de comer toda su vida, durante unas horas para escaparse a comisiones tras haber robado varias horas al sueño y la familia para poderse leer el contenido de las mismas. Y eso los liberados y no, porque en el caso de Burgos creo que hay el mínimo número de concejales libres posibles por metro cuadrado, y además no se si en alguna de las formaciones políticas son los que deberían ocupar ese puesto. Todavía llevamos pocos meses de legislatura para hacer valoraciones.
No digo que todos los ediles del municipio burgalés deban cobrar un sueldo justo, porque habrá incluso algunos que prefieran seguir ejerciendo su labor habitual que de la política  no se vive toda la vida. Y ahora con más partidos y si por fin se elimina el Senado menos. Es evidente que los políticos profesionales junto con los partidos a los que pertenecen tienen que estudiar el desarrollo de esta carrera profesional, pero no a costa del erario público.
Pero vayamos a nuestro caso. Lo primero, el alcalde de Burgos debería cobrar como el funcionario municipal  que más alto sueldo tiene. Aquí hablamos de responsabilidades y se supone que el primer edil es quien mas tiene. Luego respecto a los portavoces de los grupos municipales, su responsabilidad es también alta, pues merecen también un salario digno. Y estos no deberían complementarlo con otro trabajo. Naturalmente en Burgos no se cumple por complejos que si miraran a las capitales que tienen alrededor se les quitarían enseguida, y en cuanto a lo que supondría para los presupuestos es el chocolate del loro. Y si algún concejal considera que ese sueldo es alto que lo que le sobre lo destine a una ONG.
Luego habría que subir el número de liberados, que hay que gobernar por un lado y controlar por otro decenas de millones de euros públicos, y una empresa, si así fuera el Consistorio, de las mayores de Burgos. Y al que no está liberado -porque tiene otro oficio del que pretende vivir el resto de su vida: profesores, economistas, abogados- y trabaja y tiene puestos de responsabilidad, sus dietas deben estar acordes a sus funciones. Sino acabaremos contando solo con funcionarios entre nuestros representantes porque son los que pueden pedir la excedencia con mas facilidad, y no es que esté mal, pero en la variedad está el gusto y probablemente la eficacia.
Recuerdo a Lacalle cuando era concejal de Fomento los paseos que realizaba todas las mañanas por todas las obras de la ciudad, superiores a los tradicionales ‘inspectores de aceras’ . A aquel Lacalle no se le hubiera escapado el retraso de algunas obras que han supuesto perdida de subvenciones millonarias.
Es una reflexión, pero que la mojigatería no nos lleve a no poder contar en disponibilidad y tiempo con 27 personas dispuestas a darlo todo en el Ayuntamiento. Eso sí, si alguno sobra, que corra la lista. Pero a trabajar, y no a la carrera, sino con calma y responsabilidad.


11
Ene 16

Pactos

Estoy en Gijón. Desde hace unos años traslado las vacaciones veraniegas a estas fechas y procuro salir de Invernalia. Suele ser una decisión acertada, al que no es precisamente amigo del frío. Aquí, en Asturias, donde en las generales ganó la alianza PP-Foro, pero con mayoría de izquierdas, también se habla de política y mucho, aunque menos de la local, y eso que en esta villa gijonesa la alcaldesa, del Foro, ganó las municipales con un resultado de 8 concejales frente a los 7 del PSOE, los 6 de Podemos, los 3 del PP, 2 de IU y 1 de Ciudadanos.
Cuesta poco imaginarse la situación de Javier Lacalle desde Gijón, gobernando también con una mayoría minoritaria, pero con sumas diferentes. Aquí los socialistas con sumar a Podemos y lo que queda de IU en Asturias podrían plantear una moción de censura en cualquier momento, un pacto de izquierdas que a nadie desde fuera asombraría. Pero si no lo lograron para gobernar después de varias semanas de negociaciones es que algo hay que sumar a los personalismos  de siempre, además del buen hacer de la alcaldesa del Foro que repite en su cargo y que es la ciudad donde mas fortaleza tiene el partido que fundara Alvarez Cascos.
En Gijón, a diferencia con Burgos, ya han votado los presupuestos y no ha quedado más remedio que prorrogarlos aunque algunos confiaban en una abstención de Podemos y el apoyo del PP para sacarlos adelante; hubo posibilidad de negociación y algunas propuestas de la oposición se añadieron . No bastó para encontrar el apoyo necesario,
En Burgos, el PP – como recuerdan 10 concejales de 27- acaba de trasladar sus cuentas al resto de los grupos. Tal como está el panorama desconozco si Lacalle ha pactado previamente con Ciudadanos y la concejal no adscrita los mismos para que salgan adelante, algo que ha visto como lo hacía su líder Juan Vicente Herrera con el responsable regional de la formación naranja. Pero parece que al alcalde burgalés no se le diera bien el pacto, tras cuatro años de mayoría absolutisima no acaba de asumir la minoría mayoritaria. Veremos si las mentes pensantes de Ciudadanos suman o prorrogan.
En España mientras tanto los que no parece que se hayan dado cuenta de que han perdido millones de votos son Rajoy y Sánchez, que ni se han planteado la dimisión tras los nefastos resultados electorales. Ninguno de los dos suma para gobernar y entre ellos no parece que lo vayan a solucionar, de ahí que cada vez suene más el cambio de liderazgo para asumir un gobierno de concentración al menos temporal que pueda mantener las cifras de crecimiento. Pero estamos en un país donde hemos heredado las dos espańas para el resto de nuestra historia.


11
Ene 16

eL 2016

Lo primero, el año 2016 no habrá elecciones políticas, al menos eso espero, salvo en algún territorio donde parece que no se ponen de acuerdo pero que a buen seguro a partir de este domingo renegociarán la investidura. Así que se acabaron las promesas electorales, y habrá que ir exigiendo realidades a nuestros representantes públicos.

Muchas llegan por las infraestructuras, por el AVE que nunca alcanza la estación que mantenemos en una esquina de la ciudad, pero parece que estará a principios de verano, como última parada en Burgos en su camino hacia Europa. Bien parece que los técnicos se hayan puesto a trabajar en serio con el siguiente paso que es llegar a Vitoria. Para ello todavía quedarán años. Pero hasta que no exista una conexión real desde Madrid por Burgos con el resto de la Unión la alta velocidad no tendrá la efectividad real que necesita. Eso sí, se nos acorta el viaje, y ello no deja de ser importante, con la capital de España, y también para los vecinos norteños, que en Burgos, camino de la capital, ampliarán su velocidad. Lo mismo que nos ocurre a nosotros cuando viajamos a Barcelona desde Zaragoza. Por algo se empieza… eso sí con mucho retraso.

Debería ser el año del inicio del Parque Tecnológico de Burgos. Tendría ser un compromiso ya personal de la Junta de Castilla y León con Burgos. Y no contaría con que llegara solo. Cuando llevamos meses escuchando hablar de recuperación económica, podrían acompañarle uno o varios panes debajo del brazo, con industrias emprendedoras y puestos de empleo. No es tarea fácil. Pero sería una manera de darle a Burgos algo que viene reclamando y mereciendo ya desde hace unos cuantos años, siendo además la fortaleza industrial de la región y que puede empujar para la creación de puestos de trabajo.

2016 es también el año del fin de las obras de la Catedral -al menos las del siglo XX y XXI- . Recuerdo perfectamente el inicio con la caída y posterior resurrección de San Lorenzo y el concierto de Mike Oldfield, con la plaza de toros a oscuras resonando a toda voz “Burgos, Burgos, Burgos”. Fue el inicio que supuso la implicación de numerosos particulares y muchas empresas en la recuperación del edificio más emblemático. La campaña se lanzó desde este periódico y hemos llegado al año en que casi todo estará cumplido. Es momento de darse y dar la enhorabuena a muchísima gente.

Seguimos con puntos negros, con autovías que avanzan a paso de tortuga, y una AP1 que debería liberalizarse; con listas de espera todavía mejorables, con mejoras en dependencia o en educación, con colocar a la UBU en un lugar más elevado en los rankings universitario. El etcétera sería muy largo y de ahí quedarme solo inicialmente en tres eventos que considero fundamentales.

Y felicidades a mis antiguos compañeros de Diario de Burgos que celebran su 125 aniversario. La historia de Burgos condensada en las páginas de un periódico. En al tele, hoy día 22, comenzamos este proyecto hace ‘solo’ 20 años.